Tercera Aventura – El desenlace – Niña protagonista

11,95

Tercera aventura Cartacuentos. Pack de 5 cartas personalizadas con 3 cuentos y pequepistas. Incluye instrucciones para el adulto. El pack asegurará diversión a tu hijo, fomentará sus ganas por aprender, su imaginación y potenciará su pasión por la lectura. Ver abajo descripción del producto.

  • Escribe aquí el nombre de tu hija, sin los apellidos, con la primera inicial en mayúscula. Ejemplo: Ana María

    Escriba a continuación la persona (sólo una) que más se ha implicado en prepararlo todo: Ejemplo: "Mamá", "La abuela Julia"

    ¡No incluya a más de una persona porque no cuadrará bien luego con la redacción de la carta! Es hora de reconocer, de modo individual, quién se ha implicado más ;)

Categoría:

Descripción

Sinopsis

Una vez más, tu hija, gracias a tu complicidad, empieza a recibir cartas a su nombre en el buzón de casa del misterioso personaje llamado Orbil. Con el hilo conductor de encontrar una carta especial donde se revela quién ha estado ayudándolo a que todo sea posible (entrega de las cartas, ocultar las pistas por la casa…), la pequeña deberá leer un total de cinco cartas que incluyen tres cuentos con las más variadas aventuras. La lectura de cada cuento le llevará, al igual que en aventuras anteriores, a una pista oculta en su propia casa. La carta especial, además de desvelar el secreto mejor guardado de Órbil, es un reconocimiento a esa persona en cuestión que ha demostrado tanta preocupación y amor por el pequeño, ya sea su madre, su padre, su abuela…

Edad recomendada

Niñas de 6 a 10 años.

Contenidos

Cinco cartas personalizadas con tres cuentos.
Pistas para ocultar por la casa.
Instrucciones para el adulto.

Aviso importante

No adquieras la tercera aventura si tu hijo no ha leído las anteriores, ya que es una continuación y contiene alguna referencia a las cartas previas.

El producto se facilita en formato digital (PDF) listo para su impresión.

El producto no se facilita, por tanto, en formato impreso ni incluye envíos postales. Requiere la colaboración de un adulto que deberá seguir las instrucciones facilitadas.

¡Mantenga todo en secreto sin que el niño sepa nada!